Fin de año es un periodo de evaluaciones. Establecer los avances realizadas en estos 365 días y plantear los desafíos pendientes a corto plazo es una acción que todos los sectores realizan para visualizar el desarrollo que ha experimentado su rubro y proyectar los mecanismos necesarios para concretar definitivamente los puntos pendientes.


El sector del Transporte chileno no está exento de este balance anual. Es así como a través de la visión de 3 importantes expertos del transporte de carga terrestre, portuario y aéreo se profundizarán los hitos más importantes de este año y los desafíos que quedan pendientes de cara al 2016, en aras de transformar a la industria del transporte en un eslabón de excelencia en pro del desarrollo de la cada vez más exigente industria logística global.


Cabe considerar que hoy en día las cadenas de suministro son cada vez más ligeras, cualidad que se ha transformado en un constante desafío para la industria del transporte, que con una visión general responde a las necesidades del comercio nacional e internacional, marcado cada vez con más fuerza por los factores “tiempo” y “eficiencia”.

 

TRANSPORTE TERRESTRE

 

Infraestructura y Normativas para el sector: El Transporte de Carga por Carretera se ha transformado en un eslabón fundamental del Comercio nacional e internacional, al posicionarse como el ente principal de interconexión con otros medios de transporte, llegando a ser el eslabón infaltable de la intermodalidad, más aun considerando la geografía de Chile. 

Julio Villalobos_ed91_lgtEn esta línea, el transporte de carga terrestre es considerado como una de las alternativas más importantes, esencialmente por sus ventajas en servicios y costos, al momento de analizar la forma de acceder a los mercados internos, en comparación a otros modos (marítimo, ferroviario o aéreo). Este factor se ha constituido en la clave de la importancia del Transporte de Carga por Carreteras, lo que hace fundamental conocer las mejoras alcanzadas este año por este rubro.


Para ahondar en el escenario actual de esta modalidad de transportes, Julio Villalobos (Académico y Director del Centro de Transporte y Logística de la Universidad Andrés Bello) analizó los logros y desafíos de este sector.


El experto en Transporte de Carga aseguró que este sector tuvo ciertos avances el 2015. Entre los punto que destacó está lo relacionado a las denominadas “Cargas Limpias” que buscan solucionar uno de los tradicionales problemas de esta modalidad, como lo son los tiempos de espera de los transportistas por conceptos de inspección y control en los procesos de importación.


“Hubo un trabajo de años y se llegó a esto de las “Cargas Limpias”, las cuales ahora se entregan al transportista con las fiscalizaciones realizadas, ayudando en la eficiencia de esta modalidad de transporte, mejorando las condiciones laborales de los conductores y sincerando los costos y sus responsabilidades en la cadena”, detalló Villalobos.


Otro avance en esta materia –según Villalobos- ha sido el trabajo que se hizo en la Comisión de Innovación para el Desarrollo de Puertos y su Logística, realizado por el Consejo Nacional de la Innovación para la Competitividad. “Esto fue un esfuerzo, donde se vieron representados todos los sectores, plasmando las necesidades y desafíos de cada actor y por supuesto las del transporte por carreteras también”, lo que, como esfuerzo integrador y de diagnóstico común, es considerado ya un avance.


En cuanto a la infraestructura, Julio Villalobos, reconoció que se concretó muy poco. “En esta materia se avanzó solo a nivel de estudios por parte del Programa de Desarrollo Logístico del Ministerio de Transporte en un tema relevante para el sector como es el plan de desarrollo y mejora de las zonas de descanso, lo que es muy valorable. Ahora queda, de una vez por todas, avanzar en la implementación de lo que los estudios y los diagnósticos señalan, que se debe mejorar sustancialmente estas infraestructuras, tanto en su ubicación, diseño y estándares de servicios”.


En cuanto a los desafíos o temas pendientes de abordar con urgencia, lo primero es el tema de Seguridad. “Se ha visto un incremento alarmante en los robos de camiones y en eso hay que trabajar ya, porque afecta tanto a las empresas de transporte como a los conductores”, enfatizó Villalobos.


Otro aspecto pendiente, a su juicio, es abordar seriamente el tema de la accidentabilidad en carretera. Este aspecto se mezcla estrechamente con un tema pendiente como lo es una mayor fiscalización, específicamente de las horas de conducción y descanso de los conductores de camión. “No se ha tenido el coraje de fiscalizar este tema, todos saben lo grave de la situación y sin embargo se mantiene una situación a todas luces impresentable. Se debe controlar las horas de conducción y descanso de todos los conductores profesionales de camión y no sólo de quienes tienen un contrato de trabajo, como sucede hoy, dejando sin control a los miles de conductores dueños de sus camiones quienes circulan por nuestras carreteras sin límite a sus horas de conducción, un riesgo inaceptable, no sólo para ellos, sino para todos quienes circulamos por las carreteras”, reconoció.


Dentro de las cosas pendientes de cara al próximo año destacó el Registro Nacional de Transporte de Carga, que –para Villalobos- es un paso esencial para la formalización del sector.


“Las empresas de transporte de carga establecidas deben lidiar constantemente con aquellos transportistas ilegales o ‘piratas’ que circulan en camiones hechizos o que operan en zonas no autorizadas, que no se fiscalizan y que no cumplen con las normas de conducción y descanso. Este registro busca tener información con respecto a aquellas empresas que ejercen formalmente el transporte de carga por carreteras para tener mejor información y tomar decisiones. Esto ayudaría a que quienes ingresen a operar como transportistas lo hagan legalmente, combatiendo el transporte pirata por carretera que es mucho y que no está controlado ni fiscalizado. Lo anterior es un peligro en las rutas y una distorsión de esta industria que a la postre significa una dificultad para quienes operan correctamente y quieren desarrollarse y crecer de forma orgánica y sustentable”, comentó el académico.


Finalmente, reconoció que también quedó en deuda el tema de una normativa laboral específica para este sector. “Hoy estamos hablando de una reforma laboral general, sin embargo, el sector de Transporte de Carga por Carretera requiere un diseño laboral específico, una normativa que reconozca las particularidades de esta modalidad de transporte, con el afán de mejorar las condiciones de trabajo de los conductores y mejorar también las posibilidades de su desarrollo y mejorar la productividad de esta actividad y, por este camino, mejorar la productividad de todos los sectores de la economía a los que este sector atiende”, concluyó.

 

TRANSPORTE MARÍTIMO –PORTUARIO

 

Reforzar la colaboración público-privada: Actualmente, el sector marítimo y portuario cumple una función estratégica nacional al transferir más del 90% del comercio exterior, junto con mantener la conectividad de las actividades económicas locales con los mercados internacionales, por lo que desempeñan un rol fundamental para el crecimiento económico del país.

Jorge Marshall_ed91_lgtConsiderando lo anterior, es importante conocer el punto de vista del sector en torno a aquellos los aspectos que se han tomado la agenda en torno a la competitividad marítimo portuaria durante 2015. En esta línea, Jorge Marshall, Presidente Directorio Cámara Marítima y Portuaria de Chile señaló que durante 2015 se reforzó un diagnóstico que ya tiene varios años, en el sentido que los espacios para incrementar la competitividad del sector provienen de factores externos al puerto. “La cadena logística debe analizarse como un todo, porque cada decisión o nueva regulación que puede tener aparentes efectos beneficiosos en un ámbito muy acotado de la cadena, puede causar efectos desastrosos en otra parte de ella. Tal es el caso del tema de ‘Cargas Limpias’, dónde la decisión para solucionar los tiempos de espera de los camiones, ha tenido repercusiones indeseadas en los costos de la carga de importación que ingresa por Valparaíso. Este caso puso de manifiesto la necesidad de que las medidas que se adopten deben ser construidas ponderando los efectos en todos los eslabones de la cadena.


Según Marshall, otro aspecto que ha comenzado a cobrar relevancia dice relación con la intensidad en el uso de la infraestructura portuaria. “Distintas situaciones están impidiendo aprovechar todo el potencial de nuestros puertos, como los cierres de puertos, cambios en los procedimientos de algunas autoridades, normativas laborales, disponibilidad de los transportistas, entre otras. A pesar de existir preocupación en las autoridades y en diversos actores el avance ha sido lento porque se necesita articular diversos intereses”.


Por otra parte, el Presidente de Camport definió como “valioso”, el desarrollo de comunidades logísticas-portuarias locales, ya que “reflejan que existe una preocupación local de crear instancias que permitan conciliar las preocupaciones de los actores locales con la búsqueda de ganancias de eficiencia”.


En esta línea, agregó que para enfrentar los nuevos desafíos del sector “se necesita reforzar la colaboración público – privada. De ahí que es destacable el trabajo que se desarrolló al alero de la Comisión de Puertos y su Logística, liderada por Álvaro Díaz, ya que permitió reunir a los principales representantes de los actores de la cadena logística y en forma conjunta determinar cuáles eran las principales brechas que afectaban a la cadena, y proponer medidas luego de un diálogo considerando las distintas posturas. El trabajo de la mesa se tradujo en un documento en mayo pasado, y que esperamos sea presentado a la brevedad a la Presidenta Bachelet y se traduzca en acciones concretas”.


En torno a los desafíos del sector en el mediano plazo, Marshall estimó que “es importante hacerse cargo de las señales que la misma dinámica de sistema logístico está entregando, que es básicamente no olvidar lo que pasa en el entorno del puerto, en los accesos y en el sistema de transporte”.


En esta dinámica, el experto afirmó que el modelo del sector portuario chileno ha respondido a las demandas de comercio exterior nacional. “Los puertos han invertido, tienen un desempeño que los posiciona en los primeros lugares entre los puertos de Latinoamérica. Los puertos han logrado los objetivos que se plantearon hace casi dos décadas. Por ejemplo, este año tuvimos la llegada de 4 nuevas grúas a STI, dos grúas STS Súper Post-Panamax y dos grúas RTG, que permitirá aumentar la capacidad de movilización anual del terminal a 1,6 millones de TEUs”.


No obstante, el experto aseguró que el rendimiento de las inversiones dentro de los puertos está limitada si hay problemas para ingresar a o sacar la carga, “si me demoro en fiscalizar la carga para entregársela al exportador, si por desajustes de horarios obligo al dueño de la carga a pagar por almacenamientos innecesarios, todos los esfuerzos por mejorar la productividad dentro del recinto portuario se diluyen”.


Atendiendo a lo anterior, Marchal hizo hincapié en la necesidad de invertir en el transporte ferroviario para sacar o ingresar carga con mayor facilidad al puerto, en implementar mejoras operacionales en los servicios públicos fiscalizadores, en apoyo en la medición de condiciones meteorológicas para autorizar la operación de puerto y en la habilitación de sistemas informáticos que entreguen valor a la cadena logísticas, entre otros.

 

TRANSPORTE AÉREO

 

Nuevo terminal e integración de datos: las claves del crecimiento. Cuando hablamos de la cadena logística del transporte de carga aérea de mercancías hay muchos aspectos a tener en cuenta, dado que ésta se compone de un conjunto de procesos físicos y documentales sucesivos y consecutivos que llevan a cabo las empresas que utilizan esta modalidad de transporte.


Las cualidades de este complejo rubro han llevado al sector a trabajar constantemente en la mejora continua de los procesos con la finalidad de agilizar cada etapa. La importancia de estas mejoras van estrechamente relacionadas con las características del transporte aéreo, donde la rapidez y costo son destacadas.


Felipe Reis_ed91_lgtDe la mano de sus características y cualidades es considerado el medio de transporte más eficiente para cubrir largas distancias, lo que resulta imprescindible para envíos urgentes de mercadería perecederas o de alto valor monetario; y dado que es el medio de transporte con menor siniestralidad, es considerado el más seguro. No obstante, el costo por kilo o m3 transportado es el más elevado del mercado, debido a la limitada capacidad de carga por peso y por volumen que poseen los aviones, capacidad que se ve disminuida por las medidas de las puertas y accesos al mismo.


Otro aspecto a considerar es que el terminal de carga de Santiago centraliza hoy en día más del 90% de la carga internacional movilizada por aire, la cual es almacenada en bodegas de importación y exportación que destacan por su servicio e infraestructura. El aeropuerto cuenta, además, con terminales destinados para empresas de courrier y carga nacional.


Ahora bien, en relación a la carga transportada en el periodo enero-mayo del año 2015, el tráfico internacional, doméstico y el tráfico total (internacional más doméstico) disminuyeron en un 17,9%, 6,2% y 16,9%, respectivamente, en comparación al mismo periodo del año 2014, según el Resumen Estadístico Transporte Aéreo Comercial en Chile de la Junta de Aeronáutica Civil.


Con todo, los terminales se han transformado en un nodo clave desde el punto de vista multimodal, transformándose en un eslabón importante de la cadena, dada la cantidad de operaciones que ahí se realizan; destacó Felipe Reis, Director para las Américas del Área de Aeropuertos para Carga de IATA, quien analizó el actual escenario chileno, oportunidad en que resaltó los proyecto de desarrollo en infraestructura del Aeropuerto Internacional Arturo Merino Benítez y llamó a incorporar la tecnología como herramienta de optimización y manejo de datos.


La toma de la posición por un nuevo concesionario del aeropuerto de Santiago es uno de los hechos destacado por el experto, dado que con esto se abre un camino de mejoras al recinto. “El proyecto de ampliación del terminal es importante. Hay muchos desafíos y la construcción de una nueva terminal es fundamental para seguir mejorando las operaciones en la industria”, afirmó Reis.


Sin embargo, advirtió que para el éxito de este proyecto “se debe escuchar los requerimientos de todos los actores que se involucran en esta modalidad de transporte”.


“La clave está en tener un cruce de información sobre los requerimientos de las aerolíneas para seguir creciendo en sus negocios. Sentarnos con las autoridades, con el concesionario y las empresas para ahondar en cómo diseñar un proyecto de desarrollo con algunos puntos específicos para seguir creciendo de forma sostenida en esta industria”, sostuvo Reis.


Asimismo, el experto llamó a considerar otros cambios operaciones que no requieren grandes inversiones, pero que ayudarían a entregar un mejor servicio.


Otro factor destacado por el experto es el manejo de los datos e información. En esta línea, Reis destacó la estabilidad de Chile y sus potencialidades, al catalogarlo como un país “progresista y con regulaciones claras”; cualidades que –a su juicio- ayudan a atraer más competitividad y mejorar el manejo de los procesos en los aeropuertos.


Aquí la tecnología y las distintas herramientas tecnológicas cobran relevancia y se transforman en un punto pendiente en Chile. “El sistema electrónico de intercambio de datos aún no entra con fuerza. Las autoridades necesitan tener control y para eso se requieren la integración de datos; sin datos todo se hace más costoso y difícil”.


“Una forma de seguir creciendo es de la mano de la tecnología, para comenzar a integrar las partes involucradas en esta cadena. La tarea y objetivo final es concretar un proceso con mucha mejor información y de mayor calidad”, concluyó Felipe Reis.

Modificado por última vez en Jueves, 26 Julio 2018
  • 0 comentario
  • Visto 8521 veces
Inicia sesión para enviar comentarios

La Empresa

La revista del Management Logístico en Chile. Revista Logistec es el medio referente de la logística en Chile con 18 años de existencia. Producto de esto hemos desarrollado además, seminarios Internacionales de excelente nivel y gran convocatoria. El año 2010 realizamos nuestra primera Feria especializada en logística, hoy ya llevamos 5 versiones con el nombre de Logistec Show.

Tendencias