El crecimiento más bien moderado que ha experimentado el transporte de carga aéreo es según los expertos, consecuencia del convulsionado momento que vivió la economía mundial en 2018, un aspecto que en 2019 podría representar un riesgo importante para la actividad. No obstante, existen proyecciones positivas para el presente periodo, aunque quedan retos por afrontar para asegurar un buen desempeño.

Acudiendo a la jerga ‘aeronáutica’, durante 2018 el mercado del transporte de carga aéreo puede definirse como turbulento a nivel general, a partir de las tensiones comerciales acontecidas durante el año recién pasado que, según los expertos del sector, representan una gran amenaza para la actividad.

Tomando en cuenta las cifras oficiales, publicadas en enero por la Asociación de Transporte Aéreo Internacional (IATA), estadísticas correspondientes al transporte aéreo global de carga del mes de noviembre de 2018, la actividad cerró con un crecimiento del 4,3%, definido por las autoridades de IATA como “plano respecto al mismo mes del periodo anterior” (medido en toneladas por kilómetro transportadas, FTK, por sus siglas en inglés). Según manifestó Alexandre de Juniac, Consejero Delegado de la IATA, la cifra expuesta representaría “el peor desempeño desde marzo de 2016 que deja atrás 31 meses consecutivos de crecimiento interanual”.

Siempre en torno al desempeño medido, Alexandre de Juniac, sostuvo que “teniendo en cuenta que el cuarto trimestre del año suele ser un buen momento para el transporte aéreo de carga, el crecimiento plano de noviembre nos desalienta”. A partir de ello, la entidad proyecta un crecimiento del 3,7% para 2019, al tiempo que delimita importantes desafíos a enfrentar por parte de los actores del sector.

En esta línea, el vocero de IATA manifestó que “las tensiones comerciales representan una gran amenaza para el transporte de carga aéreo”, agregando que “es necesario que los gobiernos fomenten el crecimiento del comercio internacional, en lugar de obstaculizarlo con impuestos abusivos”. En líneas posteriores, la entidad sostuvo que entre los principales desafíos que enfrenta el sector se encuentran: “Considerar las nuevas señales de debilidad económica internacional que se proyectan; la caída de las exportaciones en los principales países exportadores, exceptuando a EE. UU; los tiempos de entrega más cortos en Asia y Europa y la caída de la confianza del consumidor respecto al elevado nivel a principios de 2018”

Siempre en la línea de las proyecciones, según IATA “la carga transportada por vía aérea alcanzará los 65.9 millones de toneladas en 2019, un 37% más que en 2018, cuando se pronosticó un crecimiento de 63.7 millones de toneladas, un bajo desempeño debido al empeoramiento del comercio mundial por el aumento del proteccionismo.

Por otra parte, los rendimientos crecerán 2.0%, cifra por debajo del desempeño del 10% del año previo. No obstante, el sector se fortalecerá gracias a una menor escalada de los costos. Por lo tanto, los ingresos totales en movimiento de carga superarán los US$ 116.000 millones, en comparación con los US$ 109.800 millones previstos para 2018.

Se esperan ganancias netas de US$ 35.500 millones para la industria global de aerolíneas durante el próximo año, ligeramente por encima de los US$ 32.300 millones de beneficio neto pronosticados para 2018.

CRECIMIENTO GLOBAL POR REGIÓN

Siempre en torno a los datos brindados por IATA, sólo tres regiones registraron crecimiento interanual en noviembre de 2018: Norteamérica, Oriente Medio y Latinoamérica. En Asia Pacífico, Europa y África, en tanto, la demanda se contrajo.

En un análisis por región, tenemos que las aerolíneas de Asia y el Pacífico vieron disminuir la demanda de carga aérea en 2.3% en noviembre de 2018, en comparación con el mismo periodo de 2017. Esta fue la primera vez desde mayo de 2016 que la demanda mensual interanual disminuyó. Las condiciones de fabricación más débiles para los exportadores y los plazos de entrega más cortos de los proveedores, especialmente en China, afectaron la demanda. Finalmente la Capacidad se presenta aumentada en un 3,1%.

En tanto, las aerolíneas norteamericanas registraron el crecimiento más rápido de cualquier región por segundo mes consecutivo en noviembre de 2018, con un aumento de la demanda del 3,1% en comparación con el mismo período del año anterior con una Capacidad aumentada en un 6,3%. La fortaleza de la economía de los EE. UU. y el gasto del consumidor han ayudado a respaldar la demanda de carga aérea durante el año pasado, beneficiando a los transportistas de EE. UU.

Las aerolíneas europeas, por su parte, experimentaron una contracción en la demanda de fletes de -0.2% en noviembre de 2018 en comparación con el mismo periodo del año anterior. La capacidad aumentó un 3,1% interanual.

Condiciones de fabricación más débiles para los exportadores y tiempos de entrega de proveedores más cortos, especialmente en Alemania, uno de los principales mercados de exportación de Europa, impactaron la demanda.


Finalmente, la demanda de fletes de las aerolíneas latinoamericanas aumentó 3.1% en noviembre de 2018 en comparación con el mismo período de 2017, mientras que la capacidad aumentó en 2.0%. La demanda interanual internacional se recuperó en territorio positivo, aumentando un 6,3%. Sin embargo, los mercados clave hacia y desde la región muestran signos de debilidad, especialmente entre Sudamérica y Europa, que se contrajeron en términos interanuales en octubre.

LAS CIFRAS CHILENAS

A nivel doméstico, en tanto, según los datos publicados por la Junta de Aeronáutica Civil (JAC), tras un período en que la actividad se mantuvo más bien plana, en los dos últimos años se ha registrado un repunte en el volumen de carga movilizada por vía aérea, aunque aún moderado. Según el organismo, dependiente del Ministerio de Transportes, en el periodo Enero- Noviembre de 2018 fueron transportadas 368.976 toneladas de carga en vuelos internacionales y nacionales, con un crecimiento del 16,6%, en comparación con igual periodo del año 2017.

Del total de la carga internacional transportada el año pasado, un 59% correspondió a mercadería que sale desde Chile, mientras que los productos que llegaron al país representaron el restante 41%. En el periodo medido por JAC, en tanto, fueron transportadas 340.239 toneladas de carga con origen o destino internacional, con un crecimiento del 18%, en comparación con igual periodo del año 2017. En lo relativo al tráfico doméstico de carga, en noviembre fueron transportadas 2.617 toneladas de carga dentro de Chile, con una caída del 12,6%, en comparación con igual periodo del año 2017. Así, durante el periodo enero-noviembre fueron transportadas 28.737 toneladas de carga dentro de Chile, con un crecimiento del 1,7%, en comparación con igual periodo del año 2017.

RETOS DEL SECTOR

En torno al mercado nacional, un factor relevante en el crecimiento del transporte aéreo de carga se relaciona con el aumento en la exportación de productos perecibles. Para mantener sus propiedades, calidad y frescura, los perecibles deben ser transportados en el menor tiempo posible, motivo por el cual el transporte aéreo se convierte en la mejor alternativa.

Por cierto el Comercio Electrónico también ha impulsado el crecimiento del transporte de carga aéreo a partir de las exigencias de rapidez de los consumidores. Además, con el auge de la globalización las entregas se realizan a distancias mayores y el transporte aéreo permite cubrir las necesidades de los clientes y superar las barreras, tanto geográficas como temporales.

Todos estos factores han causado que las empresas dedicadas al sector de la logística inviertan más recursos en mejorar su oferta respecto a este tipo de transporte. Aun así, el transporte aéreo de mercancías tiene que superar ciertos aspectos para mejorar el rendimiento que ha ofrecido durante los últimos años. En esta línea, A lo largo de este 2018, la Asociación de Transporte Aéreo Internacional ha estado trabajando en estos puntos para hacer que el transporte de mercancías aéreo evolucione de manera positiva y se adapte a los nuevos requerimientos del mercado. Dichos aspectos son:


La adaptación al comercio electrónico. El comercio electrónico presenta muy buenos índices de crecimiento, por lo que sector de transporte de mercancías aéreas debe adaptarse a la consolidación de este canal de ventas. Esto supone realizar entregas rápidas, disponer de soluciones personalizadas y, dar la posibilidad de realizar envíos bajo demanda.

Mejorar la relación con el medio ambiente. La gran cantidad de papeles necesaria para poder realizar un envío en avión es algo conocido en el sector. Para sumar el apoyo a las causas medioambientales, desde la asociación se propone ir poco a poco, acabando con el papel. Para ello se implementaran programas como e-freight y e-AWB

Facilitar el flujo de comercio. Esto supondría un gran crecimiento para la industria en general.

Evitar las preocupaciones de la cadena de suministro. Las condiciones de temperatura suelen ser, en muchas ocasiones, una fuente de preocupación. Frente a esto se propone trabajar en pro de certificaciones que acrediten en buen hacer de las empresas de transporte aéreo en estas condiciones.

Luchas contra el tráfico ilícito. Una de las medidas que se quiere adoptar es conseguir un tráfico aéreo más legal, luchando contra el tráfico de animales o de mercancías prohibidas.

Implementar el tracking de manera individual. Uno de los puntos que más valoran los usuarios es poder realizar un seguimiento en vivo de cómo va tu pedido. Para hacerlo, es necesario implementar la posibilidad de trackear la unidad en sí de manera individual al resto de la carga.

Trabajar en un lenguaje digital común. Esto favorecerá unas mejores relaciones y conexiones, disminuyendo así el tiempo de espera.
Todos estos puntos se deben ir abordando poco a poco, de tal manera que el transporte de mercancía aéreo vaya en consonancia con lo que demandan los usuarios y el mercado en sí.

Modificado por última vez en Lunes, 18 Febrero 2019
  • comentario
  • Visto 890 veces

La Empresa

La revista del Management Logístico en Chile. Revista Logistec es el medio referente de la logística en Chile con 18 años de existencia. Producto de esto hemos desarrollado además, seminarios Internacionales de excelente nivel y gran convocatoria. El año 2010 realizamos nuestra primera Feria especializada en logística, hoy ya llevamos 5 versiones con el nombre de Logistec Show.

Noticias populares

Tendencias