ESTADO DEL ARTE

Febrero 15, 2013 0 21357

eugenio caldentey

Por un momento pensemos bien lo que ha sucedido en el mundo de la logística en el último tiempo y lo positivo de su evolución. El negocio internacional ha experimentado un proceso de cambio muy rápido en los últimos 20 años. Tendencias hacia la globalización, la logística integrada y el desarrollo de las tecnologías de información y comunicación han modificado los comportamientos de intercambio entre empresas y naciones, y por consiguiente, el flujo físico de los bienes comercializados. Toda esta restructuración en el mercado global, ha contribuido al crecimiento económico de los países, a un mejor uso de los factores productivos y a una mayor libertad de elección para los consumidores - al igual esos sí, a un mayor nivel de competencia.

 

Salvo algunas excepciones, cualquier empresa se encuentra conectada al mundo exterior, de una forma u otra; ya sea por medio de sus proveedores, clientes o por la operación de una planta u oficinas subsidiarias en el extranjero. Para poder competir a nivel internacional, las empresas han desarrollado sistemas de distribución de clase mundial que pueden abastecer en forma eficiente y rápida la demanda en cualquier parte de sus nichos de mercado. La organización integrada e inteligente de estas actividades de intercambio comercial es lo que se conoce como logística global o administración de la cadena de suministro (SCM), la cual se ha transformado en la herramienta estratégica de competitividad para la gran mayoría de estas empresas.

 

En el pasado, el desarrollo de conocimiento en el campo de la logística ha estado principalmente centrado en el objetivo de incrementar la eficiencia de las actividades de las empresas en términos de servicio y resultados. Sin embargo, en los últimos 10 años ha ido creciendo progresivamente la preocupación por el impacto en el medioambiente, lo cual ha motivado el desarrollo de métodos y prácticas en logística que sean ambientalmente amigables por medio de la reducción de la contaminación de C02 en la atmósfera y aumento de la conservación de la energía.

 

El desarrollo de estas redes de comercio internacional ha creado distintas necesidades servicios de administración del valor agregado y ha sido el motor para la aparición de nuevas estrategias y tendencias para mejorar la logística y la cadena de suministro.

 

REESTRUCTURACIÓN DE LOS SISTEMAS LOGÍSTICOS

 

Fabricantes y distribuidores han reestructurando sus sistemas logísticos mediante la centralización de la producción y los inventario en menos instalaciones, aprovechado de esta forma las economías de escala en la producción como en el transporte. Otro factor que ha influido en la centralización de inventarios es el desarrollo de la infraestructura vial así como de la aparición de una mayor y mejor oferta de transporte, lo que permite servicios de reparto más rápidos y certeros.

 

LOGÍSTICA DE HUB

 

El fenómeno de los “hubs” es una práctica que se ha desarrollado fuertemente en el último tiempo. Por hub de carga entendemos la centralización del flujo físico en algún punto de la cadena de suministro para ser redireccionado o transferido en un modo de transporte a otro. La gran ventaja de los hubs es lograr eficiencias en el transporte de carga y se justifican principalmente cuando las distancias sobre las que se realiza el flujo físico de productos y materiales se incrementa. Los primeros hubs que se conocen se originaron en el transporte aéreo y marítimo debido a los altos costos fijos que implicaba mantener una flota de aviones y buques y por lo tanto la utilización de la capacidad instalada era el objetivo número uno de estas industrias. Hoy día el concepto de hub es utilizado en la mayoría de las industrias, transporte público, manufactura, retail, minería, etc., y si bien una de las motivaciones sigue siendo la optimización del transporte, existen otras que se agregan a la lista, como son, disminución de los stocks y de los costos operativos de mantener inventario, minimización de los costos financieros de los inventarios, disponibilidad de productos en tienda, rapidez de entrega, servicio, etc.

 

REALINEAMIENTO DE LA CADENA DE SUMINISTRO

 

En muchos sectores industriales, las empresas se han concentrado en sus competencias de núcleo y han subcontratado aquellas funciones que no son diferenciadoras de su oferta de servicio. La desintegración vertical del negocio ha agregado más eslabones en las cadenas de suministro y ha aumentado la intensidad de uso de transporte del sistema productivo. Los Centros de Distribución han ido cambiando su rol en el sistema logístico de cumplir una función exclusivamente de almacenamiento a la de maquiladora. Las empresas han expandido la escala geográfica de sus operaciones de abastecimiento y distribución, y para resolver la tensión generada entre producción centralizada y customización, muchas empresa han optado por centralizar la producción de los módulos estándar del producto en países con bajo costos de mano de obra, desfasando la configuración final de éstos hasta su llegada a los mercados regionales. El número de ítems – o SKU – es minimizado hasta el punto donde la customización final del producto es realizada, minimizando de esta forma el riesgo de inventario y reduciendo los lead-times de entrega. Un ejemplo claro de lo anterior, es la industria de los computadores, la cual ha reformado sus procesos logísticos para sacar ventaja de la globalización de las redes de distribución para reducir sus costos. Para responder en forma flexible a los cambios en la demanda, evitando el aumento de inventario del producto terminado, la industria ha creado un sistema logístico global en el cual el ensamblaje final se produce lo más cerca posible del punto de venta.

 

REPROGRAMACIÓN DEL FLUJO DE MATERIALES

 

Existe una tendencia creciente a reducir y comprimir el tiempo del flujo de materiales en la cadena de suministro. Las cadena de suministro extendidas están sometidas a la presión de reducir sus tiempos de respuesta (tiempo transcurrido entre la fecha de colocación de la orden de compra y la fecha de despacho de los productos) para poder ser competitivas en los mercados internacionales. En la medida que los salarios promedios en los países asiáticos sigan subiendo, las cadenas de suministro que en un momento derivaron su producción a países que tenían bajos costos de mano de obra, como es el caso chino, para no perder competitividad deben empezar a reorientar sus esfuerzos en minimizar los tiempos de ciclo y lead-times de fabricación. La reducción de los tiempos de entrega claramente le permite a una empresa reducir sus inventarios, responder más efectivamente a los menores ciclos de vida de los productos y a los cambios en la demanda, y por lo mismo, mejorar la confiabilidad de sus despachos.

 

OPTIMIZACIÓN DEL TRANSPORTE Y GESTIÓN DE CENTROS DE DISTRIBUCIÓN

 

La administración del transporte y la gestión de bodegas se han refinado gracias a la combinación de distintos métodos de transporte y por el desarrollo de una gran cantidad de software y herramientas informáticas en el ámbito de la logística. Por ejemplo, el uso selectivo de distintos modos de transporte internacional es muy común en la industria de productos tecnológicos, la cual puede transportar partes y piezas por aire o agua dependiendo del valor agregado de cada producto. Ítems con bajo valor intrínseco son generalmente transportados por agua (en contenedores marítimos) para disminuir los costos de transporte, mientras que aquellas componentes más críticas de un producto o de mayor valor intrínseco son movilizadas por vía aérea para reducir los costos financieros. Gracias a esta optimización en el transporte, el fabricante de este tipo de productos puede asegurar la calidad de sus productos, asegurar la satisfacción de sus clientes y eliminar el riesgo de inventario originado por bajos ciclos de vida y caídas de precio, lo cual es muy común en este tipo de industrias.

 

El costo real del transporte internacional ha estado disminuyendo paulatinamente en el tiempo. El transporte aéreo, que era considerado excesivamente caro y complejo, ha ido perdiendo esta imagen y hoy es una opción mucho más viable gracias a la fabricación de aviones de mayor capacidad y más económicos, el aumento de la competencia en la industria y la aparición de agentes integradores de carga que tienen la capacidad de negociar y optimizar los espacios vacíos de las líneas aéreas.

 

Mejoras tecnológicas en el desarrollo de los medios de transporte y de los sistemas de manipulación de carga de centros de distribución también son fuentes de mejora de la eficiencia logística. Avances tecnológicos en el ámbito de la trazabilidad, como son los códigos de barra, etiquetas inteligentes (RFID), sistemas de posicionamiento geográfico global (GPS), ruteo en tiempo real, etc., permiten controlar en todo momento el estado de una carga o medio de transporte, otorgando mayor confiabilidad y visibilidad logística.

 

CAMBIOS EN EL DISEÑO DE PRODUCTOS

 

El incremento en la complejidad y sofisticación en la fabricación de productos en determinadas industrias ha aumentado el valor de la carga por unidad de peso. Esto claramente ha favorecido el crecimiento de las ventas por Internet y el desarrollo de una industria de transporte especializada en la distribución parcelada. Por lo tanto existen grandes oportunidades de eficiencia logística cuando existe, en una etapa temprana del desarrollo de un producto, un diseño integrado del producto que combine los intereses de marketing con aquellos de logística (logística reversa, empaque, unidad de embalaje, etc.).

 

LOGÍSTICA INTEGRADA

 

En la medida que las actividades industriales se expanden globalmente y transcienden las fronteras geográficas de países y continentes, la logística se hace mucho más intensa en flujo de materiales e información. En la medida que la cadena de suministro deba ser reestructurada para acomodarse a configuraciones más complejas, la logística debe ser administrada como un proceso integrado cuyo objetivo es optimizar el flujo físico global. Si todos los agentes de una cadena de suministro optimizan sus logísticas en forma independiente, lo más probable es que se dé una situación de desalineamiento de intereses y el flujo de materiales en el sistema resulte sub-óptimo. La logística integrada trata de resolver este problema, al ser un concepto que extiende la administración funcional del sistema logístico, de forma de incluir al cliente, proveedores y fabricantes bajo un mismo objetivo. Es imposible que un único agente pueda lograr la eficiencia del sistema global, puesto que éste no controla todo el proceso. Cada agente debe incorporar en su estrategia de empresa la integración de su demanda con su oferta para crear una plataforma de negocio capaz de crear una ventaja competitiva única.

Leave a comment

Make sure you enter all the required information, indicated by an asterisk (*). HTML code is not allowed.