EL DESAFÍO DE LA GESTIÓN A LAS MERCANCÍAS REZAGADAS EN LOS ALMACENES EXTRAPORTUARIOS RDA

Previous Next

En los recintos de depósito aduanero (RDA) intra - portuarios y extra – portuarios se deben almacenar e inventariar, permanentemente, las mercancías han sido abandonadas expresa o presuntivamente, incautadas, decomisadas. Ello constituye una obligación del almacenista. Su incumplimiento puede acarrear sanciones disciplinarias, en consideración a que dichos recintos se encuentran bajo la potestad disciplinaria del Director Nacional.

 

El flujo de estas categorías jurídicas de mercancías (abandonadas, incautadas, decomisadas) está asociado, indefectiblemente, a ciertos procesos aduaneros, a saber, subastas, destrucciones y donaciones. La regulación de todo lo anterior se encuentra establecido en la normativa legal y reglamentaria aduanera.

Es consabido que la fluidez de los mencionados procesos en relación con tales categorías de mercancías, históricamente, ha sido muy lento. Podemos observar que la calidad y cantidad de loteos (a cargo de funcionarios de aduana exclusivamente), el número de destrucciones y donaciones, en general, es bajo. Tal situación ha traído como consecuencia:

• Que se haya ido acumulando una gran cantidad de mercancías de esta clase, por largos años.
• Generación de costos y gastos que han tenido que ser asumidos por los propios almacenistas, sin que ello provenga, necesariamente, de una exigencia normativa. A modo de ejemplo, podemos mencionar el arriendo o adquisición de contenedores para este solo fin, el pago de destrucciones.
•Además, el retorno por el pago del almacenaje de esta clase de mercancías, luego de una subasta, es muy bajo, por razones materiales y producto de la aplicación de reglas normativas, que lo limitan.

Con la finalidad de acelerar y mejorar estos procesos (subastas, donaciones, destrucciones), resulta necesario y urgente tener un mayor conocimiento de las reglas aduaneras que al efecto se establecen, para orientar un trabajo proactivo, de iniciativa conjunta, que permita a la Aduana y a los interesados programar un desarrollo integrado, determinando acciones de contingencia, respecto de lo acumulado, y acciones de futuro que eviten o disminuyan la referida e indeseada acumulación. Al efecto, se deben potenciar, modernizar y mejorar los procesos de salida, para de esta forma aumentar los ingresos aprovechables de las subastas, minimizar los costos y gastos en general, y para obtener también un mejor pago del almacenaje que provocan estas mercancías. Una adecuada sistematización y gestión de la información, con procesos modernos y datos estandarizados, permitirá el desarrollo de acciones efectivas, seguras, ágiles y eficientes.

Por: Javier Uribe, Abogado especializado en Asesoría Jurídica y en Gestión Aduanera.

Ingeniera Industrial, Magíster en Dirección de Proyectos por la International Business School - La Salle Barcelona y especialista en Customer Experience. Cuenta con 16 años de experiencia en Supply Chain, Proyectos y Operaciones; trabajando en empresas como FASA Perú (Farmacias Ahumada); Yobel Supply Chain Management y DHL Global Forwarding; También en tiendas departamentales como Ripley y desde hace 8 años decidió apostar por el ecommerce, por ello fue parte del equipo fundador de LINIO PERU, donde hoy es Directora de Operaciones.