Un aliado de confianza. Así definió, el gerente de abastecimientos de Sherwin Williams, la relación comercial que ambas empresas mantienen, la cual nació debido a la política de renovación de equipos como visión estratégica de la empresa, la cual fue apoyada desde un comienzo por el equipo de profesionales de la compañía alemana.


Cuando iniciaron la fabricación de equipos y maquinarias en 1953, Jungheinrich nunca imaginó que tras años de trabajo y esfuerzo se transformaría en el líder de la industria de las soluciones intralogísticas. Hoy en Chile, la empresa disfruta del reconocimiento y posicionamiento en el mercado, dado fundamentalmente por la calidad de sus equipos y el servicio que entregan a cada uno de sus clientes.


El reconocimiento de Jungheinrich en la industria logística se debe principalmente al soporte que ofrecen, a la calidad de sus equipos y a la flexibilidad y asesoría que ofrecen en la elección de las soluciones para la gestión de materiales y el movimiento de mercancías con tecnología de alto nivel, dependiendo de las características operacionales de cada cliente. El enfoque holístico, a largo plazo y los beneficios de las ventas directa son las piedras angulares de la empresa y que han sustentado su crecimiento y desarrollo en este competitivo mercado.  


Es así, como la columna vertebral de la empresa, ha sido siempre el trabajo en función de convertirse en un socio de contacto fiable a largo plazo y, tal como plantea su visión empresarial, son “visionarios en la actitud, abordando y superando todos los desafíos para desarrollar la solución correcta en colaboración con los clientes”.


Es gracias a esta disciplina de trabajo que -lo que comenzó como un pequeño taller con treinta empleados en el distrito alemán Barmbek- se ha consolidado como una empresa que hoy se posiciona como una de las tres primeras firmas del mundo en ingeniería de grúas horquilla y tecnología de almacén y flujo de materiales. Estos atributos fueron algunos de los factores que llevaron a la empresa Sherwin Williams a confiar en Jungheinrich para la renovación de sus equipos en Chile.


EL ÉXITO ESTA EN EL TRABAJO


La historia de la relación entre ambas empresas surgió en el marco de la política global de Sherwin Williams de dar cumplimiento a los aspectos de seguridad y a las normas medioambientales, por lo cual decidió realizar la actualización de su equipamiento (50 equipos), en este caso, equipos de levante, grúas horquillas y todo lo relacionado al manejo de bodegas.


De acuerdo a Flavio Cavallo, Gerente de Abastecimiento de Sherwin Williams Chile, la decisión calzó con la entrada en vigencia del Decreto Supremo 78, hoy DS 43, que aborda el tema de la manipulación de productos peligrosos.


“En ese momento, del total de equipos que teníamos una parte era propio y otra arrendada, lo que generaba un grado de desorden; por lo cual tomamos la decisión de salir a evaluar el mercado y conocer qué es lo que había”, recordó el ejecutivo.


Fue así como la empresa comenzó a investigar sobre la oferta de equipos en Chile y “nos encontramos con que habían tres marcas principales y una de ellas era Jungheinrich. Considerando los acuerdos globales y regionales que tenemos con ellos hicimos el acercamiento en Chile”, comentó Cavallo.


Tras los primeros vínculos comenzó el trabajo. Jungheinrich realizó el levantamiento de las necesidades de Sherwin Williams para establecer cuáles eran los equipos que se requerían para cada una de las funciones que la empresa desempeña, tanto en sus bodegas como en su  Centro de Distribución.

 

01


El trabajo continuó y luego del levantamiento, vinieron los ajustes, “porque –si bien algunos equipos eran estándar- requeríamos cosas específicas para nuestra operación. Es ahí donde Jungheinrich marcó la diferencia y nos hicieron, por ejemplo,  todo el asesoramiento y el diseño de la sala de batería. Además, llegamos a la negociación de que ellos tienen un técnico trabajando con nosotros que realiza capacitaciones a nuestros operadores y que también nos permite tener una relación directa con ellos”.


MÁS QUE UN PROVEEDOR


Contar con la confianza de un cliente es, sin duda, uno de los objetivos centrales de toda compañía y la base de una relación comercial a largo plazo. El trabajo, la asesoría y el diseño, encabezado por su equipo de profesionales, permitió a Jungheinrich lograr el reconocimiento y la confianza de Sherwin Williams.


Lo anterior se refleja en las palabras del Gerente de Abastecimiento, quien enfatizó que “esta no es una relación de cliente-proveedor, ya que para nosotros Jungheinrich es un partner que está en nuestras instalaciones. Nosotros les abrimos la puerta de nuestra casa y ellos se instalaron acá, gracias a la confianza que nos dieron”.  


Uno de los factores determinante de la licitación fue las especificaciones técnicas que requerían los equipos, debido a las características de la operación de Sherwin Williams. “Fue una larga negociación, no sólo por la definición de equipos sino también por las necesidades que nosotros teníamos. Necesitábamos equipos específicos, dado que en nuestro trabajo se realiza, en parte, en lugares con peligro de explosión y manejo de sustancias peligrosas”.


La confianza es algo que se va gestando día a día y con distintas acciones; y aquí la asesoría ha sido primordial. “Ellos nos ayudaron a optimizar nuestros requerimientos, ajustándose a nuestro presupuesto, obteniendo un costo por equipo que fue la mejor del mercado., porque lograron comprender nuestra operación, fruto de un largo trabajo hartas reuniones, flexibilidad y un compromiso único”, reconoció Flavio Cavallo.


SEGURIDAD: FACTOR CLAVE


Tal como comentó Cavallo, la operación productiva y de almacenamiento que tiene Sherwin Williams cuenta con características que lo hacen especial. El manejo de sustancias peligrosas obliga a la empresa a contar con los más altos niveles de seguridad en toda la cadena de su operación.


Este compromiso con la seguridad es algo que Sherwin Williams no tranza y así se lo manifestó a Jungheinrich. “Esto no es igual que comprar un auto. Esto es la adquisición de un equipo que está basado en normas de seguridad y ahí la asesoría que ellos nos entregaron fue primordial y decisiva”.


“Para nosotros lo mejor, desde el punto de vista del abastecimiento y licitación, es que el proveedor traiga la tarea hecha y Jungheinrich es de esos que llegan con las cosas listas”, añadió. Sin embargo, el ejecutivo reconoció que “siempre hay temas, nada es perfecto, pero lo importante es el respaldo que nos dan cuando estas cosas pasan. En ellos siempre hemos encontrado una respuesta inmediata”.


Actualmente, Sherwin Williams regional trabaja con Jungheinrich en Brasil, Argentina y ahora en Chile. En esta línea, el Gerente de Abastecimiento manifestó el deseo de que la relación comercial entre ambas empresas se extienda y vaya más allá de los 5 años que establece el vigente contrato”.

Modificado por última vez en Lunes, 20 Noviembre 2017
  • comentario
  • Visto 122 veces

La Empresa

La revista del Management Logístico en Chile. Revista Logistec es el medio referente de la logística en Chile con 11 años de existencia.Producto de esto hemos desarrollado además, seminarios Internacionales de excelente nivel y gran convocatoria. El año 2010 realizamos nuestra primera Feria logística , ExpoLogistec , todo un éxito que esperamos replicar el 2012 con más metros cuadrados de exposición.

Noticias populares

Tendencias